12/08/2020

Loreto Noticias

El Acontecer del Perú y el Mundo

Mongolia declara cuarentena por un brote de peste negra

loreto-noticias-peste

Además del coronavirus, Mongolia se mantiene atenta por la peste negra. El país asiático identificó en su frontera con Rusia dos casos sospechosos de la plaga medieval que continúa con remanentes en la actualidad por el consumo de carne de marmota, reportó la agencia ANSA.

Según el Centro Nacional de Mongolia para las Enfermedades Zoonóticas (NCZD), los tests de laboratorio confirmaron que dos individuos no identificados contrajeron “la peste de las marmotas” en la región de Khovd. El hallazgo obligó a Mongolia poner en cuarentena a su región occidental.

La cuarentena rige para la capital de la provincia y uno de los distritos de la región, unos 500 kilómetros al sur de las repúblicas siberianas meridionales de Tyva y Altai. Por el momento, los vehículos tienen prohibido el ingreso a la región.

El Moscow Times afirmó que el NCZD dijo haber analizado muestras de 146 personas que, en su opinión, tuvieron contactos con las dos personas infectadas e identificaron a 504 individuos que tuvieron un segundo contacto.

Los medios locales sugirieron que las víctimas eran un hombre de 27 años y una joven mujer de edad desconocida.

La peste negra aniquiló a millones de personas en la Edad Media, pero los casos ahora son muy raros. Su forma más común es bubónica, que se transmite por las pulgas y causa inflamación de los ganglios linfáticos. La forma más virulenta es la peste neumónica, que puede transmitirse entre humanos a través de la tos.

Una pareja murió en mayo

En mayo del año pasado, una pareja mongol murió a causa de la peste bubónica en la provincia de Bayan-Ulgii, también en el occidente de Mongolia.

Ambas personas murieron después de comer riñón de marmota crudo, lo que provocó que se declara una cuarentena de seis días que dejó a los turistas varados en una región remota durante días. El hecho impidió que nueve turistas de Rusia, Alemania y Suiza pudieran salir de la zona.

Pese a las advertencias de las autoridades, parte de la población insiste en consumir carne cruda de marmota por relacionarla con un buen estado de salud. Sin embargo, la carne puede portar Yersinia pestis, el germen de la peste.

Mongolia registra cada año al menos una muerte provocada por la peste.

(Con información de El Comercio)